Bienvenidos a Radio Bemba Veracruz
Viernes 10 de Julio de 2020
2291539165
Las Co- mentadas ENIGMAS
Por Luis Antonio Pérez Fraga

Fecha: 18/05/2020
Hora: 23:15 hrs.

Hay muchas preguntas, interrogantes y hasta enigmas en esta pandemia del coronavirus en México. Existen muchas acciones y cosas que, o no nos explican bien o los ciudadanos, no entendemos por simple lógica común o mala información. Tan solo en las redes sociales, reportaron expertos, han aparecido más de 5 500 noticias “Fake” o falsas completamente. Es increíble ver como hay gente con las entrañas muy gachas y mala onda, como para difundir miedo en estos momentos de terror.

El pasado miércoles 12 de mayo, día en que se anunció que regresaríamos a las actividades cotidianas escalonadamente, fue ¡el mismo día! en que se registró el mayor número de muertes en México por coronavirus: 353 ¡en un solo día! el 14 de mayo. Dos días después, los contagios en todo el país pasaron de 40,186 a 42,595, es decir, un incremento de 2 mil 409 casos (6 por ciento) y el vienes ya habíamos llegado a 5 mil muertos (5045) rebasando a la mismísima China, cuna de la pandemia, por lo que estaríamos en el pico más alto de la enfermedad en territorio mexicano, o sea en la mera plenitud de la fase 3, cosa que sacó de onda a todos. ¿Cómo se puede regresar a las calles cuando apenas estamos llegando al pico de la pandemia y cuando los muertos ya son ¡por cientos! diariamente? Y el otro enigma: ¿Cómo explicar que con menos contagios hay más muertos en México que en resto del mundo? o... ¿son más los contagios? Pues si nos atuviéramos a los muertos registrados debería haber como medio millón de contagios, las cuentas no nos dan, no se necesita ser matemático para medir el porcentaje de muertos respecto a los contagiados que nos informan diariamente... Ups.

La “nueva normalidad” le han llamado, pero no puede ser normal lo que es nuevo, pues algo nuevo es algo que no se ha visto o algo que no existía, por tanto, o es normal, o es nuevo ¿qué quiere decir “nueva normalidad”? Me sonó, así como a “un nuevo PRI más cerca de ti” jajajaja, pero, por tanto, esta “nueva normalidad” nos la tienen que desmenuzar o explicar más detalladamente pues según palabras del doctor López Gatell cuando lo entrevistó Denisse Merker, el pasado miércoles, dijo que a la pregunta de cuándo volveríamos a la vida normal, la respuesta fue: tal vez ¡NUNCA! Pero ¿qué quiso decir? ¿Que ahora debemos de hacer una vida con mayores precauciones? ¿Qué debemos de tatuarnos casi el tapabocas y usarlo de aquí en adelante? o... ¿de por vida? ¿Que no volveremos a asistir a un estadio a ver un partido de fútbol o a un concierto masivo? ¿Cuál sería la nueva modalidad? Ya que el semáforo que nos dieron a conocer provocó muchas dudas, ya mejor se endosó a los gobernadores la responsabilidad de decidir en sus estados si regresan a la “nueva normalidad” o no, cosa que estuvo bien pues son quienes pueden tener mejor el pulso de la intensidad de la pandemia en los estados que gobiernan.

Lo preocupante, es ¿cómo se va a regresar a la “nueva normalidad”? Por ejemplo en la Ciudad de México en donde los hospitales ya están llegando a su límite de capacidad Es claro que tuvo que ver, en mucho, el gobierno de los Estados Unidos o su presidente Donald Trump, ya que allá días antes se anunció que les urgía regresar a la producción, por ejemplo, de la industria automotriz, y para ello necesitaban a México, ya que de esa industria dependen muchas autopartes que son fabricadas en nuestro país, por lo que se vio sumamente sospechoso que una vez que se anunciara en Estados Unidos, a menos de una semana, el gobierno federal mexicano ya estuviera anunciando el regreso, sobre todo de las industrias: minera, de la construcción y la automotriz.

Este regreso a la vida “normal” se puede interpretar como ¡un voladazo! ya que las autoridades de salud nos han dicho que si las cosas salen mal regresaríamos de inmediato a la “anormalidad” del confinamiento, pues puede resultar lógico que cuando está el pico de la pandemia es porque también está el pico de asintomáticos y enfermos que pueden contagiar a la población, por tanto sacarla a las calles en momentos críticos, resultaría obvio que implicará un mayor número de contagios, pues si llevamos contagiados o casos positivos acumulados, hasta ayer domingo: 47 144 y éstos los multiplicamos, no por 8 como dice el Dr. Gatell, sino por 40 o 50 como dice el Dr. Frenk, llevaríamos aproximadamente 2 millones de infectados. Y si consideramos que habemos 130 millones de habitantes querría decir que apenas se ha infectado el 1.6 % de la población mexicana, o sea, que faltaría el ¡98.4 %! que aún no está contagiada, por tanto ¡claro que pudiese haber un contagio masivo o un rebote insospechado! que, ahora sí, pudiera saturar todos los hospitales de la república mexicana en ¡un santiamén! y ahora sí, nunca se darían abasto los servicios de salud, los médicos y las enfermeras, para atender a miles y miles de contagiados que pudieran caer en gravedad.

El otro enigma que existe, es que ¿cómo vamos a salir ya a las calles en México? pues nos ponen de ejemplo a China, España, Italia y otros países que ya lo están haciendo. La única diferencia es que allá tiene un mes que se registró el pico de la pandemia, por eso apenas anunciaron que la gente podía salir a la calle escalonadamente. Aquí en nuestro país, el problema es que, exactamente en el pico más alto de muertes y contagiados, es cuando se anuncia que “ya aplanamos la curva” y que sería a partir del 17 de mayo, dijeron primero, y ahora que el primero de junio el regreso a “la nueva normalidad”, por lo que no puede haber comparación, pues en esos países los contagios masivos empezaron en febrero y marzo y en el nuestro en abril y mayo, así es qué, ojalá y no sea precipitado... Ufff.

P.D.- LA LEYENDA DEL DIABLO Y EL BURRO
Había un burro atado a un árbol, vino el demonio y lo soltó.
El burro entró al huerto de los vecinos y empezó a comérselo todo.
La mujer del campesino lo vio, tomó su rifle y disparó.
El propietario del burro oyó el disparo, salió, vio a su burro muerto y se enfadó.
Tomó su rifle y disparó a la esposa del campesino.
Al regresar, el campesino encontró a su mujer muerta y mató al dueño del burro, los hijos del dueño del burro, al ver a su padre muerto, quemaron la finca del campesino, el campesino en represalia los mató.
Y le preguntaron al demonio ¿qué es lo que había hecho?
Éste respondió: ¡Nada!... Yo solo solté al burro.

Decida usted cuál sería la MORALEJA adecuada...
a). – No hagas cosas buenas que parezcan malas.
b). - El hombre pone, Dios dispone, llega el diablo y todo descompone.
c). - Si quieres destruir un país, sólo tienes que soltar al burro.

+ Con mi más sentido pésame al excelente historiador veracruzano y amigo: Ricardo Cañas Montalvo y a toda su familia, por la triste partida de su hermana Inés Osiris.

Las Co-mentadas en: lperezfraga@yahoo.com.mx

Compartir


Otras Columnas

Desarrollado por iworks.mx